Condenaron a Moya a 17 años de prisión

Por unanimidad, el Tribunal de Concepción del Uruguay resolvió condenar al sacerdote a 17 años de presión efectiva.

Hasta tanto quede firme la sentencia, el sacerdote Marcelino Moya deberá permanecer domiciliado en María Grande y concurrir semanalmente a la comisaría de esa localidad.

Tampoco podrá salir de la provincia sin autorización judicial ni acercarse  o mantener contacto con Pablo Huck y Ernesto Frutos.

Este viernes al mediodía en Concepción del Uruguay, el Tribunal de Juicios y Apelaciones resolvió por unanimidad no hacer lugar al pedido de extinción de la accion penal por prescripción que había presentado la defensa, y declaró a Marcelino Moya “autor responsable de los delitos de promoción de la corrupción agravada y abuso sexual simple”.

Por tal motivo, María Evangelina Bruzzo, Fabián López Mora y Melisa Ríos condenaron a Moya a 17 años de prision de cumplimiento efectivo.

Como medidas de cohesión hasta tanto la sentencia quede firme, se dispuso que Moya fije domicilio en María Grande, se presente  semanalmente en la Comisaría de esa localidad, no salga de la provincia de Entre Ríos sin permiso judicial y no mantenga contacto con sus víctimas: Pablo Huck y Ernesto Frutos.

 

Frutos y Huck junto a sus abogados, Juan Pablo Cosso y Florentino Montiel, minutos antes del adelanto de sentencia.

Comentarios

About the author  ⁄ Infoner