Guastavino: “Tenemos responsabilidades, el debate no puede dilatarse por prejuicios de nadie”

El proyecto de ley que despenaliza el aborto ingresó al Senado Nacional con media sanción de la Cámara de Diputados y una particularidad: Gabriela Michetti, Vicepresidente de la Nación y titular de la cámara alta resolvió enviarlo a cuatro comisiones distintas para su debate. Esta decisión ya generó polémica porque se entiende que se trata de dilatar “innecesariamente” el debate y la decisión.

En este sentido el Senador Nacional por Entre Ríos, Pedro Guillermo Guastavino, expresó que: “Ayer hubo una reunión de integrantes de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Libre, Seguro y Gratuito; fue un encuentro con diputadas y asesores legislativos para avanzar en distintos aspectos del proyecto que llegó al Senado. En estas charlas se expresó la misma preocupación que advertimos varios senadores en el sentido de que la Presidente de la Cámara estaría tratando de dilatar el debate al ampliar el giro del proyecto a más de 2 comisiones, lo que atenta contra la posibilidad de obtener dictamen de mayoría y avanzar rápidamente con el tratamiento. De hecho, el proyecto fue girado a cuatro comisiones, dos de las cuales están presididas por senadores que se oponen a la despenalización”.

El proyecto fue girado a cuatro comisiones, dos presididas por senadores del oficialismo -Salud, con el radical Mario Fiad, y Presupuesto, Esteban Bullrich (Pro)-, y las otras dos de opositores –Justicia y asuntos Penales, Pedro Guastavino y Asuntos Constitucionales, Dalmacio Mera-, más precisamente del bloque Justicialista. Pichetto ya cuestionó la iniciativa.

“Somos protagonistas de un cambio de época y tenemos la responsabilidad de escuchar a esta generación que llegó hasta las puertas del Congreso, luchando por nuevos derechos. Les ha costado mucho hacerse oír, venciendo diversos obstáculos y prejuicios. Y lo han hecho con inteligencia, enriqueciendo el debate, buscando ampliar las miradas y generar empatía. En el debate que se dio en diputados pudimos escuchar a diversos especialistas y posturas encontradas. Todos pudieron expresarse en el marco de un debate serio, tolerante y responsable. Sería un retroceso que –después de este logro- el senado pusiera un freno a esta fuerza vital y renovadora que el mismo gobierno aceptó incorporar a su agenda”, agregó Guastavino.

“Que nadie se asuste. Son temas que están en la conversación de nuestras familias. Debemos poder hablar de esto y de todos los problemas y situaciones complejas que se viven en esta época”, finalizó el senador entrerriano.

Fuente de texto y fotografía: Prensa de senador Pedro Guastavino. 

About the author  ⁄ Infoner