NUTRICIÓN. Leche que NO es leche

En este último tiempo, se han ampliado en los supermercados, productos que llaman la atención de los consumidores más familiarizados: se trata de “alimento a base a leche” o “carne a base a carne”. En nuestra provincia también se da este fenómeno, que sale a la luz en medio de los problemas para encontrar alimentos de primera necesidad y la descomunal suba de precios, que obliga a muchas familias a buscar alternativas.

 

Por Rocío Hernández – Lic. en Nutrición MP 21992

 

 

La marca La Suipachense, por ejemplo, tiene un producto que en la parte delantera de su packaging se describe como “Alimento lácteo a base de leche entera y concentrado lácteo”. La palabra “leche” está resaltada con mayor tamaño y con otro color. Alguien que está buscando precios y solo encuentra leches de primera marca de alto valor, puede ver este producto en la misma góndola que la leche y llevarlo sin darse cuenta de que en realidad se trata de un alimento lácteo a base de leche.

No son ni más ni menos que, estrategias de marketing de las empresas. Por este motivo, pedimos a los clientes tener la precaución de leer lo que se está comprando. Hay bandejas de carne que dicen alimento a base de carne vacuna. Tampoco es solo carne.

El consumo de este tipo de productos creció durante los últimos días a partir del faltante de leches de segundas marcas en los almacenes y cadenas de supermercados. Los clientes reclamaron por la falta de leche La Armonía: único producto de este tipo incluido en el programa Precios Cuidados. Esta leche tiene un precio de 25,47 pesos pero en las grandes cadenas de supermercados no se consigue o se consigue con cepo: es decir, el comercio solo habilita a comprar cantidades limitadas por persona.

 

Comentarios

About the author  ⁄ Infoner