OPINIÓN. El proyecto del Mercado del Munilla es un gasto sin sustento legal ni participación de nadie

El intendente no sabe gestionar lo que es un proyecto público – privado. No le interesa…. ¿O miente?

Por Domingo Carrazza (*)

 

El mercado del Munilla no es un proyecto público-privado como se dijo, para que exista una inversión pública privado debe de existir un consenso entre los dos sectores, es decir, un pre-acuerdo entre el municipio y los posibles interesados en invertir: comerciantes, gastronómicos, etc.

¿Cómo querer armar un proyecto público-privado sin la participación de los privados? Si ni siquiera fue consultado el sector que representa al comercio y a los hoteleros y gastronómicos.

Se habla de cooperación público privado, pero la verdad es que no sé a qué se refiere salvo que él ya cuente con los privados destinatarios de los micro-locales.

Si esto fuese un proyecto público – privado debería hacerse público integralmente, comunicar la escala, la inversión y los posibles interesados en invertir. Conclusión, la inversión privada no existe, en realidad existe un nuevo gasto municipal – que en vez de favorecer el desarrollo comercial – produce nuevamente una clara competencia desleal con todos los negocios y comercios pre-existentes, porque estos locales a concesionar o alquilar no tienen ninguna inversión inicial, pagos de tasas e impuestos y tal vez algunos otros beneficios por estar en el espacio público.

Podríamos seguir enumerando contradicciones pero me voy a detener en dos cosas puntuales.

En primer lugar los fondos a invertir son de todos los gualeguaychuenses con fines privados y a la discreción del intendente pero sin ninguna ordenanza que autorice la ocupación del espacio público, la construcción y su posterior explotación con fines privados.

Segundo, estamos en presencia de un nuevo gasto municipal por contratación directa sin ningún tipo de sustento legal – por lo menos no conocido por la comunidad.

Si le sumamos un pequeño análisis con los elementos hechos públicos – que son muy pocos y de muy difícil entendimiento – de acuerdo a la descripción presentada y “la imagen”, sería una construcción comercial que rodea un patio con 30 locales y 3 bares.

Solo se sabe que va a estar enclavado en al área del arroyo Munilla, que va a costar 10 millones de pesos al municipio y que lo va a construir una cooperativa.

Con un simple número de referencia quiero comentarles que si mi calculadora no me falla y tomando un costo muy reducido de una construcción liviana normal y legal de 18.000 pesos el m2, nos daría que aproximadamente el complejo tendría unos 550m2 totales, si a eso le reducimos los espacios comunes y los semi-cubiertos que estoy suponiendo que debe rodear el patio, tendríamos para 30 locales y 3 bares 450m2, con lo que cada local quedaría de 13,5 m2. Es decir, un 3×4 o un 3×5 metros aprox. Difícilmente estos locales puedan cumplir el rol de gastronomía, en realidad, sería como tener carritos fijos en vez de móviles como los que vimos en los últimos tres días del carnaval, o bien, una nueva feria municipal. Me encantaría poder conocer en profundidad para poder opinar con más datos o la verdadera intencionalidad de dicho proyecto.

Lo triste para la ciudad es que una vez más vamos a perder una gran oportunidad para el verdadero desarrollo local que queremos construir entre todos.

 

Nuestra propuesta

Nosotros vamos a desarrollar el área costera con otro criterio, el proyecto de desarrollo lo vamos a construir con los vecinos de Gualeguaychú, sus instituciones y con los actores directos e interesados en invertir en toda esa zona.

Lo vamos a desarrollar por etapas sucesivas con inversión privada en función de reglas de juego transparentes, claras y sostenidas por una ordenanza específicas superadora a la existente – ordenanza nº 8914/89 o conocida como jaguarí guazú – que de un marco jurídico, social y económico en función de generar la necesaria confianza de los emprendedores, ahorristas o pequeños inversores que apuesten a la ciudad y fundamentalmente teniendo en cuenta todo el desarrollo comercial pre-existente en el área para que la competencia comercial sea justa y beneficiosa para todos, y que cumpla el verdadero objetivo que es promover el trabajo genuino para nuestros vecinos.

Lo vamos a hacer con fondos privados, acompañamiento público y sostenido por un verdadero proyecto de desarrollo recreativo, productivo y turístico para todos los vecinos de Gualeguaychú y los que nos elijan.

Una vez más lamento enormemente tener que opinar sobre las contradicciones de la gestión municipal. Seguramente en esta etapa de campaña nos inundarán mediáticamente las imágenes de ideas en distintos lugares olvidados de Gualeguaychú con el mismo sentido que se plantea el mercado del Munilla.

 

(*) arquitecto y precandidato a intendente en Gualeguaychú

 

Comentarios

About the author  ⁄ Infoner