Por tercera vez en medio año, entraron a robar al comedor de la escuela Rosendo Fraga, de Gualeguaychú

Al igual que las veces anteriores, ingresaron por una de las ventanas que dan a un patio lateral. Se llevaron 10 kilos de carne, una horma de queso y siete fuentes de horno.

“Desgraciadamente entraron nuevamente, pero esta vez no adulteraron las rejas”, dijo a Canal 9 Litoral la directora de la Esuela Nina N° 8, Daniela Patrone, mientras mostraba el estrecho espacio entre uno de los barrotes de las rejas y el marco de la ventana por donde ingresó al menos un ladrón entre la noche del martes y la madrugada del miércoles.
Desde abajo de la ventana, y la cocina, quedaron estapamadas en el suelo las huellas de un solo tipo de zapato. Huellas de tamaño mediano de una suela con punta.
Consultada sobre si el hecho había  perjudicado a los 200 alumnos y docentes que estudian y trabajan en la institución, Patrone aseguró que  no: “El menú nunca va a faltar, ni para el almuerzo ni para el desayuno” y agregó que “quizás los chicos no lo sufren tanto como nosotros los docentes quienes estamos trabajando un proyecto de pertenencia con la comunidad”.
En ese sentido, adelantó que el 11 de julio, en la reunión del Presupuesto Participativo, van a proponer que el dinero se invierta en una cámara de seguridad comunitaria y alarmas para la escuela.
Por su parte, los alumnos y alumnas del taller de Teatro que se dicta en la escuela, elaboraron “mensajes de amor para el ladrón del comedor”, entre los que se leía “Odiar es para flojitos, la gente fuerte ama” y “No nos roben más”, “Con los gurises no”.

About the author  ⁄ Infoner