Presentan un proyecto para promover el uso terapéutico de aguas termales

La diputada nacional Mayda Cresto (Justicialismo) presentó un proyecto de ley acompañado por catorce diputados de distintas provincias, para que se incorporen los tratamientos terapéuticos con aguas termales a las prestaciones del sistema de salud. “Consideramos importante promover nuevas formas de acceder a la salud donde el Estado juegue un papel clave”, remarcó la legisladora entrerriana.

 

“Este proyecto tiene como finalidad promover el uso preventivo y terapéutico de los recursos termales, entendiendo que la salud es el estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades”, explicó Mayda Cresto. “Consideramos importante promover nuevas formas de acceder a la salud donde el Estado juegue un papel clave, favoreciendo el acceso a estas terapias, reconocidas mundialmente, que contribuyen a prevenir y tratar patologías, mejorando la calidad de vida de la población. Creemos que estos tratamientos deben tener cobertura en el sistema de salud”, agregó la diputada entrerriana.

La iniciativa de Mayda Cresto -expediente 875-D-2019- propone la incorporación del uso terapéutico de las aguas termales dentro de las prestaciones del sistema de salud. El objetivo del proyecto es que se contemple la cobertura del tratamiento con aguas termales prescrito por un especialista como una alternativa terapéutica para llevar adelante prácticas que mejoren la calidad de vida de los pacientes y obtener resultados naturales similares a los conseguidos con medicamentos.

En nuestro país, 20 de las 24 provincias poseen recursos termales y existen más de 400 fuentes termales naturales. Cabe destacar que son múltiples las experiencias y avances en distintas provincias en cuanto al uso del recurso termal con fines terapéuticos. En este sentido, algunas de ellas se encuentran trabajando de manera mancomunada con las obras sociales provinciales de manera sustentable, complementando la cobertura de medicamentos con el acceso a los recursos termales, lo que en muchos casos genera un menor consumo de medicamentos y, por lo tanto, un menor gasto en ellos para las obras sociales.

Hay experiencias en distintos países, como el Estado de Galicia en España, por ejemplo, donde el uso de los tratamientos termales para abordar distintas afecciones de la salud redundó en una baja en el gasto en medicamentos de hasta un 40%.

«Además de un reconocimiento del derecho a la salud de manera integral, este proyecto es un gran incentivo para Entre Ríos, que podría seguir constituyéndose como un punto termal de referencia en el país, y para las 19 provincias que cuentan con este recurso. En este sentido, el beneficio es para la población general y a su vez para los prestadores de servicios termales y turísticos de todo el país. Creo que es importante que los argentinos aprovechemos nuestros recursos naturales de modo sustentable y con beneficios para distintos sectores», concluyó Mayda Cresto.

El proyecto exige como requisito que los establecimientos termales deban inscribirse en el Registro Nacional de Establecimientos Termales con Fines Terapéuticos y/o Medicinales, bajo la órbita de la Secretaría de Turismo de la Nación. Este Registro tendrá la función de realizar la clasificación de los recursos termales y definir las propiedades de los recursos en cada uno de los establecimientos termales del país, determinar cuáles son los beneficios para la salud del agua en cada establecimiento para el tratamiento de alguna afección o patología en particular, promover la formación de profesionales especialistas en los distintos usos terapéuticos de los recursos termales, promover instancias de actualización y formación profesional en convenio con Universidades y los centros especializados de formación, y fomentar el aprovechamiento del recurso termal para el uso preventivo de enfermedades.

 

Entre Ríos: referente en el trabajo sobre el producto termal

La provincia de Entre Ríos posee en la actualidad 17 complejos que se organizan en tres grandes circuitos reconocidos a nivel nacional: circuito termal “Costa del Paraná” (La Paz, María Grande, Victoria), circuito termal “Centro” (Basavilbaso y Villaguay), y circuito termal “Costa del Uruguay” (Chajarí, Federación, Concordia, Colón, San José, Villa Elisa, Concepción del Uruguay y Gualeguaychú), que cuentan con distintas características y propiedades.

 

Termas del Guaychú (Gualeguaychú)

Comentarios

About the author  ⁄ Infoner