Silvio Solari. La voz del Carnaval del País

La voz del locutor que anuncia el comienzo de cada evento, es como un portal que nos permite trasladarnos desde la realidad a la magia de la fiesta. Gualeguaychú también la tiene. Esa voz poderosa que cada sábado de enero y febrero nos da la bienvenida al Carnaval del País, es la de Silvio Solari. Los estudiantes de periodismo, Eugenio Jacquemain y Pedro Rondan, lo entrevistaron antes de que diera comienzo a la quinta noche del espectáculo.

 

A lo largo de la historia de nuestros festivales y espectáculos más representativos, hay voces que han dejado su impronta, ¿Quién no conoce el “¡Aquí Cosquin!” que abre cada edición? ¿O quizás el clásico anuncio que da comienzo a la fiesta de Jesús María? Son voces, gestos y pasiones que marcan importantes momentos en la historia de la cultura de nuestro pueblo.

Muchas de esas voces no se nos representan en un rostro, quizás escuchamos su nombre o hemos visto alguna imagen. Pero muchas de las veces, terminamos solo recordando esas palabras que quedan grabadas muy fuerte dentro nuestro, que marcan el comienzo del espectáculo que tan ansiosos esperamos.

Gualeguaychú no es ajena a esto, el “¡Bienvenidos al carnaval del País!” que hace vibrar cada centímetro del corsódromo los sábados de enero y febrero, solo se relaciona con un rostro en las pantallas frente al VIP, miles y miles de espectadores, solamente escuchan los fuertes tonos de una garganta privilegiada.

Un sábado de enero, minutos antes del comienzo de la fiesta, nos cruzamos con Silvio Solari, el locutor oficial de la mega fiesta del Carnaval en Gualeguaychú. Con la misma disponibilidad que acompaña cada momento en que se solicita su colaboración, ya sea en Carrozas Estudiantiles o desfiles benéficos, accede a charlar con nosotros, sin saber, ni él ni quienes lo entrevistábamos, que iba a ser un diálogo cargado de emotividad y recuerdos, difícil de transcribir gráficamente la pasión que ponía en sus respuestas.

 

-Silvio, contamos qué haces en el Carnaval

-En principio, soy parte del equipo de la Comisión de Carnaval, desde 2005. Durante el transcurso del año me toca realizar la conferencia de prensa donde se presentan los temas de cada comparsa. Luego vienen otras conferencias, pero la más importante es la presentación oficial del Carnaval en Buenos Aires. Otras de mis tareas, y la que más me gusta realizar, es la apertura de cada noche de carnaval. También trabajamos en conjunto con prensa, donde atendemos varios medios de todo el país, haciendo notas y contando un poco lo que es Gualeguaychú y explicando como es este espectáculo. Además hago la conducción de la reina del carnaval.

 

-Uno, desde las tribunas, escucha una voz desde hace muchísimos años al comenzar cada noche y es la tuya, pero tu cara no se ve, solo se te escucha. Alguna vez se te ha visto por alguna pantalla, pero mucha gente desconoce el rostro detrás de la voz oficial. Nosotros vemos el sentimiento de la gente en el circuito y de los integrantes en la pasarela, pero ¿Qué siente Silvio Solari cuando anuncia que arranca el espectáculo del Carnaval Del País o cada una de las comparsas?

-¡¡¿Qué siento?!! El día que no se me ponga más la piel de gallina, ese día me retiro de todo, quiere decir que ya no me pasa nada y que hay que dejar paso a otro. Mis amigos carnavaleros me dicen que contagio alegría para con la gente. Estuve en las dos partes, el año pasado salí en la comparsa Kamar y en el 2007 participe con la comparsa Marí Mari. Es algo increíble la adrenalina que se siente salir en una comparsa, y por supuesto el estar del otro lado, que es presentarla. Siento mucho orgullo y es algo que le dejo a mis hijos, porque el día de mañana me van a conocer por lo que hago.

 

-Nos contaron que el año pasado te emocionaste muchísimo una noche y que tiene que ver con la familia
– ¡Uyyyyy, cuando salí con Bauti!. El salir con mi hijo en una comparsa fue algo hermoso e impagable. Una noche, me dice Bautista “papá, quiero salir el sábado que viene con vos cantando arriba de la carroza”. Le pedí permiso al director y accedió. Él iba a salir tocando, pero el día del desfile no quiso tocar y prefirió salir al lado mío con un micrófono. Cuando terminó la pasarela, se bajó y le dijo a la madre: “¡Ma, esto no me lo voy a olvidar nunca más en mi vida, salí con mi papá!”. Esos son los momentos reales que uno se queda con el recuerdo.

 

-Esa voz fuerte que te caracteriza, dice que se escuchó en Salta el año pasado. ¿Cómo fue?

-Tuve la suerte de viajar el año pasado con Guillermo, un amigo con el que viajamos siempre con mi familia, y tuve la particularidad de subir a este escenario donde estuvieron grandes artistas, que es la peña Balderrama y fue impresionante. Me presentaron a la locutora, subí y hable de Gualeguaychú y del Carnaval. Tengo la firma de la hija de Don Balderrama, e incluso fotos. En un momento, en tamaño escenario y a puro micrófono, anuncié el Carnaval del País como si estuviera en el corsódromo, la verdad, fue muy emocionante.

 

 

Ya sobre la hora de inicio del carnaval de Gualeguaychú y preparado para dar comienzo al espectáculo, Silvio Solari agrega: “Donde me toca participar de cursos con la empresa donde trabajo, todo el mundo me pregunta y me presentan como el locutor oficial del Carnaval. Es un orgullo ocupar este lugar.”

Y así se retiraba a su lugar en el centro de la pasarela para cumplir su función, pero iba con sus ojos brillosos y visiblemente emocionado, hablar del día que su hijo lo acompañó y luego de la emoción de lo sucedido en Salta, había tibiamente quebrado su voz en la nota. Algún día, los teclados nos dejarán imprimir las emociones, ese día, editaremos nuevamente esta nota, pero cargada de emociones, sentimiento y pasión, los atributos que Silvio Solari nos regala desde su garganta cada sábado de verano en Gualeguaychú.

 

 

Textos: Eugenio Jacquemain – Pedro Rondán
Fotos: Pedro Rondán
Foto Balderrama: Gentileza Guillermo Acosta

About the author  ⁄ Infoner