Tras el desafuero, De Vido se entregó en Comodoro Py y quedó detenido

En una sesión especial que se desarrolló con el quórum propio del oficialismo y sin los legisladores del bloque Frente para la Victoria (FpV), se aprobó el desafuero del ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido. La votación resultó en 176 votos para los dictámenes favorables respecto de los pedidos de desafuero formulados por los jueces Luis Rodríguez y Claudio Bonadío.

No hubo votos negativos y se registró una abstención. Apenas concluida la sesión, personal de Gendarmería llegó a la casa del legislador, sobre Avenida del Libertador, pero De Vido se dirigió junto a sus abogados a Comodoro Py, donde se entregó y quedó detenido. De Vido fue durante el gobierno anterior uno de los principales referentes a nivel nacional del ex gobernador Sergio Urribarri y también lo apoyó en su campaña presidencial. Los diputados entrerrianos de Cambiemos se expresaron en Twitter.En un primer momento, se pensó que De Vido iba a ser detenido por Gendarmería en su departamento de Avenida del Libertador. Allí fue a buscarlo personal de la fuerza, en un amplio operativo con numerosos efectivos, vehículos blindados, carros de asalto, coches de civil y una ambulancia.

En el edificio de De Vido un grupo de gendarmes ingresó al edificio rumbo al piso 10, donde reside el diputado. Un efectivo llevó consigo un casco y un chaleco antibalas. No obstante, el ex ministro fue junto a sus abogados a los Tribunales de Comodoro Py, donde se entregó y quedó detenido. No hubo foto esposado con chaleco y casco como la de el ex secretario de Obras Públicas José López o el ex colaborador de De Vido Roberto Baratta, detenido en las últimas horas.

La orden de detención contra De Vido fue emitida por el juez Rodríguez, que investiga al ex funcionario por malversación y desvío de fondos vinculados a la mina de carbón de Río Turbio, en Santa Cruz. Este magistrado tiene que indagar a De Vido, ya que la legislación indica que no se puede tener a una persona detenida más de 48 horas sin superar esta instancia. En la causa que lleva adelante el juez Bonadío, por ahora De Vido solo tiene que ser notificado.

Extraoficialmente, se indicó que De Vido será evaluado en el Hospital de Ezeiza, donde trascendió que permanecerá las próximas horas, hasta que se defina su lugar de detención, dado que padece diabetes y es insulinodependiente.

Los diputados nacionales entrerrianos del FpV –Julio Solanas, Juan Manuel Huss, Carolina Gaillard, Jorge Barreto y Lautaro Gervasoni- no bajaron al recinto, siguiendo la postura de la bancada. Sí votaron por el desafuero la diputada nacional Cristina Cremer (Frente Renovador) y sus pares de Cambiemos Marcelo Monfort, Jorge D’Agostino y Yanina Gayol.

“Recién hemos votado afirmativamente en la Camara de Diputados el desafuero de Julio De Vido”, publicó en Twitter la diputada Cremer. Monfort, por su parte, usó las redes sociales para comunicar: “De Vido no tiene más fueros. Que la Justicia avance, sin presiones y sin trabas hasta que sean condenados quienes deban serlo. Chau impunidad”.

D’Agostino fue más allá: “¿Querían preso a De Vido? Ahí lo tienen en camino a la celda”, resaltó en Twitter, con una foto del tablero con el resultado de la votación. “En el Congreso volvemos a decir basta de impunidad. Tarde o temprano, la justicia llega”, se sumó Gayol.

Durante los gobiernos de Cristina Fernández de Kirchner, el entonces poderoso ministro fue uno de los principales aliados del ex gobernador Urribarri, hoy presidente de la Cámara de Diputados de la provincia. Además, fue la figura nacional que más apoyó su precandidatura presidencial. De bajo perfil en esta etapa, en la que también afronta varias denuncias por hechos de corrupción en las que está imputado, el ex mandatario no se expresó acerca de la situación del ex funcionario.

 

Análisis.

Comentarios